Translate

martes, 12 de diciembre de 2017

El bambú es el material de construcción de hoy para el futuro


Bambú: el material de construcción natural cuasi perfecto. 

Es extraordinario contar en la naturaleza con un material que: sea abundante y que al mismo tiempo podamos aprovechar de forma regular sin que ello signifique su agotamiento, pero que además esos ritmos de regeneración del material sean extraordinariamente rápidos, más que cualquier otro de similares prestaciones. Pues bien, ese material es el bambú; la planta de los mil usos, que puede crecer hasta un metro con veinte centímetros por día y, cuando se corta, vuelve a crecer sin tener que ser replantado. Desafortunadamente  pocos arquitectos, diseñadores y proyectistas han explorado el enorme potencial de este material que se erige como pilar fundamental de una construcción sostenible que encaja verdaderamente con el ecosistema.

Una vez  conocido, reflexionado y explorado el material y sus bondades, resulta fácil ver su gran facilidad para ser utilizado en construcción. El mínimo equipo requerido para su manipulación y transformación en forma de soluciones constructivas. No se precisa de grúas para su colocación, debido a su poquísimo peso, lo cual suma entre otras ventajas, para que el proyecto final tenga la mínima energía embebida y a su vez el máximo de carbono secuestrado, ventajas que difícilmente otro material puede ofrecer.  

Los beneficios de las soluciones constructivas materializadas con bambú, y en especial las estructuras, además de su facilidad de construcción, que está presente de forma natural en donde está localizada más del 70% de la población mundial, que adicionalmente es reciclable y reutilizable varias veces, sumado a  su relativamente poco precio, lo convierte en un material exclusivo  y de altísimas prestaciones medioambientales, sociales económicas y lo que resulta más sorprendente, de aportación a la conservación de la biodiversidad. 



No hay comentarios:

Publicar un comentario